04 junio, 2016

La engañosa perfección

En mi papel estás perfectamente impresa, con una fidelidad inigualable, como si fueras tú misma. Es imposible que superes a este original. En realidad no existe nadie como esta imagen: no puedes ser mejor. Qué resplandor, qué dechado de virtudes, qué senos, qué labios tan delineados, qué sonrisa más maravillosa y convincente. Un auténtico primor. No puedes existir. Por eso prendo fuego y el papel arde mientras te ves tan bella y esplendorosamente refulgente justo antes de trizarte, retorcerte, descascararte y desaparecer. 

1 comentario:

Hola, me llamo Julio David dijo...

Buenísimo. Me recordó el verso de Robert Desnos "tanto soñé contigo que pierdes tu realidad".

Saludos!

 
hits Blogalaxia Top Blogs Chile